Senadora estadounidense apuntó con arma cargada a un periodista

Richard Ruedas, un reportero de Arizona Republic, se encontró a sí mismo mirando por el cañón del arma de fuego rosa frambuesa de la Senadora Lori Klein durante una entrevista.

“Oh, es tan lindo”, dijo Klein sobre el Ruger .380 que carga en su cartera todo el tiempo.

Mientras que la pistola cargada no tenía seguridad y el puntero láser se centró en el pecho del reportero, Klein explicó que no había necesidad de preocuparse. “Yo no tenía mi mano en el gatillo”, dijo.

Justo dos días después que un hombre en Tucson asesinó a seis personas e hirió a otras 13, incluyendo a la Representante de Arizona, Gabrielle Giffords, Klein sorprendió a los guardias de seguridad en primer lugar tratando de llevar el arma de fuego a la sala del Senado.

“Los guardias dijeron, ‘Usted no puede entrar’. Yo le respondí, ‘Oh, sí, yo puedo. Tengo el derecho de llevarlo’”, expresó Klein.

Pronto después, el presidente del Senado, Russell Pearce, declaró que los senadores eran libres de traer armas al edificio del Senado, dando marcha atrás a una prohibición de larga data sobre la práctica.

El lunes, el Senador estatal de Phoenix, Steve Gallardo, le hizo un llamado a Pearce para cambiar el curso y reinstalar la prohibición de armas.

“Es totalmente irresponsable para cualquier dueño de armas apuntar una pistola a alguien, cargada o no”, expresó Gallardo. “Así es como suceden los accidentes”.

En marzo, la senadora Lori Klein se encontró de nuevo en agua caliente por leer una carta en el Senado que afirmaba que los estudiantes hispanos “odian a EE.UU.” y solo quieren convertirse en “miembros de pandillas y gansters”.

(*) Para el Correo del Orinoco

Por: Agencias, Traducción por Ivana Cardinale (*)

http://www.aporrea.org

Los comentarios están cerrados.