Fujimori no tiene cáncer terminal y está delgado por depresión

Lima.- El ex presidente peruano Alberto Fujimori no tiene un cáncer terminal y su baja de peso es por depresión, informó hoy la junta de médicos del Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN), donde está hospitalizado desde hace cuatro días.

Los médicos determinaron sin embargo que Fujimori, de 72 años, está en una situación “de alto riesgo” por las características de la enfermedad, por lo que requiere de tratamiento. No se especificó cuándo volverá a la celda, informó DPA.

El informe de la junta desmintió así a personas próximas al ex mandatario que aseguran que se encuentra muy grave e incluso en fase terminal, lo que sectores políticos contrarios a su vez consideran una maniobra tendiente a crear las condiciones para que se le conceda un indulto presidencial.

“Fujimori presenta un cuadro depresivo severo que ha condicionado la baja de peso y la alteracion del estado inmunológico de manera que esto ha ameritado que se inicie un tratamiento inmediatamente”, dijo el médico Pedro Sánchez a nombre de la junta.

“Es un paciente de alto riesgo en vista de haber presentado cuatro recurrencias desde el cáncer tratado inicialmente en 1997. Esto es sumamente importante si ponemos en relación el estado médico y el cuadro depresivo que hace que el estado inmunológico no funcione correctamente”, agregó Sánchez.

“Esto ocasiona posibilidades de recurrencia de cualquier neoplasia. (El estado) no se puede catalogar de grave pero si de alto riesgo”, resumió.

Fuentes del INEN señalaron que Fujimori, que ha perdido alrededor de 15 kilos en los últimos meses, está en manos de un equipo psiquiátrico para evaluar su depresión.

Por lo menos dos veces las lesiones del ex mandatario en la cavidad bucal se le han transformado en cáncer. Esas lesiones, más otras potencialmente cancerígenas, han sido tratadas con extirpaciones de pequeñas partes de la lengua y el paladar.

Fujimori, preso desde 2007, fue condenado en 2009 a 25 años de cárcel como autor mediato de 25 asesinatos y dos secuestros perpetrados en su gobierno (1990-2000). El ex presidente de derecha radical también tiene tres sentencias por corrupción de entre seis y siete años, pero carecen de efecto práctico porque en el Perú las penas no son acumulativas.

El los últimos días en medios periodísticos de oposición circula persistentemente la versión de que el presidente Alan García indultará a Fujimori. Según esas informaciones, el supuesto acuerdo, que incluiría que el excarcelado se vaya a Japón, su otro país, implicaría que la bancada parlamentaria fujimorista apoyaría al actual mandatario en posibles investigaciones futuras por corrupción.

El gobierno, a través de la presidenta del Consejo de Ministros, Rosario Fernández, ha negado que un posible indulto esté en agenda.

El presidente electo Ollanta Humala, quien venció en la segunda vuelta electoral a la hija mayor de Fujimori, Keiko, ha dicho que indultará al ex mandatario en caso de un cuadro de salud muy grave.

http://www.eluniversal.com

Los comentarios están cerrados.