“Cantante de las FARC” estaba en Venezuela para hacer política

Bogotá.- Colombia pagará una recompensa a un informante que aportó datos claves para la captura en territorio venezolano de un alto miembro de las FARC, informó el director de la Policía Nacional, general Oscar Naranjo, quien señaló que se espera que el detenido sea deportado o expulsado de Venezuela.

“Estamos evaluando el pago de una recompensa a un informante todavía no tenemos el monto definido”, dijo Naranjo, sin ofrecer otros detalles sobre esa persona o cómo se dio el intercambio de datos entre las autoridades de ambos países para ubicar a Guillermo Torres Cueter, alias “Julián Conrado”, indicó DPA.

Naranjo explicó que aún se analiza si Torres será deportado o expulsado desde Venezuela a Colombia, pero que esperan que el procedimiento se dé en los próximos días.

Torres, de 56 años, fue capturado el lunes en una finca al borde de una carretera en Barinitas, estado Barinas. La detención la realizaron policías y miembros de la ONA, la oficina antidrogas venezolana.

Al momento de su captura, Torres -miembro del llamado Estado Mayor de las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC)- presentó dos cédulas falsas, una colombiana y otra ecuatoriana, dijo por su parte, el general Carlos Mena, jefe de la dirección de policial judicial (Dijin).

Según los registros policiales, el rebelde trabajó de cerca con el segundo al mando de las FARC Raúl Reyes, muerto en marzo de 2008 durante un bombardeo a su campamento en las selvas del norte ecuatoriano.

La misma fuente apuntó que desde 2005 se tenían antecedentes de las “actividades políticas clandestinas y de movimiento de masas” que Torres realizaba en el Putumayo, Colombia.

Posteriormente, en una fecha no precisada por la policía, el rebelde fue “enviado a Venezuela, con identidad falsa, para desarrollar trabajo político en favor de las FARC sobre la plataforma del Movimiento Continental Bolivariano”.

El detenido en sí cuenta con al menos 28 años de militancia en las FARC y tiene cargos pendientes en Colombia por delitos como rebelión, homicidio, extorsión, secuestro y terrorismo, según ha dicho la policía colombiana. Fue capturado junto a una mujer en la finca, pero sin aparente relación con el rebelde y contra la cual no hay cargos pendientes, dijo el director policial.

Naranjo dijo que Torres tiene pendiente un pedido de extradición por parte de Estados Unidos, donde una corte del distrito de Nueva York lo solicita por narcotráfico. Las autoridades estadounidenses ofrecían una recompensa de 2,5 millones de dólares por datos que llevaran a su captura o ubicación.

“Los Estados de Unidos tenían a este individuo entre los diez terroristas más buscados del mundo”, anotó Naranjo.

En Colombia, Torres tenía en contra ocho órdenes de captura emitidas por fiscales en distintas fechas entre 1999 y 2001, por delitos como homicidio, terrorismo, rebelión, extorsión y porte ilegal de armas.

http://www.eluniversal.com

Los comentarios están cerrados.