Descartan “acuerdo humanitario” con las FARC

Bogotá.- Colombia cerró el lunes la puerta a un acuerdo humanitario con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) para lograr la liberación de al menos 15 efectivos de las Fuerzas Armadas secuestrados por el grupo guerrillero, que a cambio busca la excarcelación de cientos de rebeldes.

Con motivo de su aniversario número 47 las izquierdistas FARC emitieron un comunicado en el que reiteraron su disposición de una salida negociada al conflicto interno y plantearon un acuerdo humanitario con el Gobierno del presidente Juan Manuel Santos, destacó la agencia Reuters.

“El tema del intercambio está cerrado para el Gobierno”, dijo a periodistas el ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, quien insistió que el único camino es una liberación unilateral por parte del grupo rebelde, considerado como una organización terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea.

En febrero las FARC liberaron a seis rehenes, quienes fueron recibidos en tres lugares diferentes por una misión que lideró la ex senadora Piedad Córdoba.

En lo que algunos analistas califican como una estrategia para ganar protagonismo político a nivel nacional e internacional y limpiar su imagen, las FARC vienen liberando unilateral y escalonadamente rehenes desde comienzos del 2008.

El grupo rebelde, que dice luchar por imponer un sistema socialista en este país con marcadas diferencias entre ricos y pobres, llegó a tener en su poder a más de 60 rehenes por motivos políticos.

Las FARC, acusadas por el Gobierno de obtener millonarios ingresos de la producción y el tráfico de cocaína, ha liberado a 20 rehenes desde el 2008, mientras que otros se fugaron de campamentos en medio de la selva y 19 más fueron rescatados por el Ejército, incluyendo la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt y tres estadounidenses.

“Estos comunicados de las FARC hay que recibirlos con beneficio de inventario, porque nadie va a construir un escenario para un protagonismo político sin hechos concretos que demuestren la voluntad real de liberar a estas personas, de manera que el Gobierno no está dispuesto a montar una tribuna que no conduzca a nada”, puntualizó Vargas.

Pese a que el grupo rebelde habló de su intención de paz, en un ataque que se registró el lunes en el departamento de Arauca, en la frontera con Venezuela, asesinaron a tres militares.

http://www.eluniversal.com

Los comentarios están cerrados.