EEUU reduce su presencia militar en Pakistán

Estados Unidos está reduciendo su personal militar de formación en Pakistán a raíz de una petición del Gobierno de ese país, reconoció hoy su embajada en Islamabad, dos semanas después de la operación que acabó con la vida de Osama Bin Laden.
“Estamos en proceso de reducir la presencia de nuestro personal militar de formación de acuerdo a una petición del Gobierno de Pakistán”, afirmó en un comunicado remitido la legación diplomática estadounidense en Islamabad.

En el comunicado, el coronel Michael Shavers, portavoz de Defensa de la embajada, explicó que quedan en territorio paquistaní cerca de 200 militares de Estados Unidos, pero no especificó cuántos soldados han salido ya del país.

Según informó el rotativo local “Express Tribune”, la presencia militar estadounidense en Pakistán se ha reducido casi a la mitad en el marco de la crisis de relaciones entre ambos países, tras la operación que acabó con la vida de Osama Bin Laden a manos de comandos especiales de EEUU en la ciudad de Abbottabad.

Citando fuentes militares paquistaníes, el diario informó de que 160 soldados de EEUU han abandonado el país surasiático, aunque ningún portavoz militar paquistaní pudo ser contactado por Efe para confirmar este extremo.

De acuerdo con las fuentes mencionadas por el rotativo, casi una cuarta parte del contingente de EEUU abandonará el país antes de final de mes.

Esta discreta reducción de la presencia militar de EEUU llega después de que círculos políticos y militares de Islamabad hayan criticado la operación de caza de Bin Laden y la hayan calificado de violación de la soberanía paquistaní.

Tras una sesión parlamentaria en la que los máximos responsables militares y de seguridad paquistaníes explicaron sus puntos de vista sobre la operación, la Asamblea de Pakistán pidió el pasado sábado un replanteamiento de las relaciones militares con EEUU.

La resolución del parlamento de Islamabad hacía mención expresa de un cese inmediato de los ataques de aviones espía de EEUU en las regiones tribales de Pakistán y proponía incluso medidas como cortar el paso de suministros para las fuerzas de la OTAN desplegadas en Afganistán.

Las relaciones bilaterales parecen haberse suavizado tras la visita a Pakistán, ayer lunes, del enviado especial de la Casa Blanca, el senador demócrata John Kerry, que se entrevistó con los principales líderes civiles y militares del país con la intención de rebajar la tensión surgida tras la operación contra Bin Laden.

EFE
http://www.ultimasnoticias.com.ve

Los comentarios están cerrados.